13 medidas para reducir el impacto ambiental e impulsar la generación de empleo de las instalaciones fotovoltaicas

El despliegue de energía solar se está expandiendo rápidamente por todo el mundo, y especialmente en España, que está viviendo un nuevo boom fotovoltaico gracias a una regulación favorable, a unos costes cada vez más bajos de los procesos de fabricación de los paneles y a una mejora de los rendimientos de la tecnología.

Sin embargo, los efectos ambientales de este enorme desarrollo siguen sin estar claros. El estudio de la Universidad de Manchester (Reino Unido), ‘Environmental Impacts of Photovoltaics: The Effects of Technological Improvements and Transfer of Manufacturing from Europe to China’ ha evaluado los impactos ambientales de las instalaciones fotovoltaicas en dos ubicaciones: en Reino Unido y España, entre los años 2005 y 2015 para conocer cuáles han sido los cambios que se han producido en esa década. Los resultados muestran que aunque las mejoras tecnológicas han reducido los impactos ambientales en un promedio del 45% y la huella de carbono se ha reducido aproximadamente a la mitad, la principal causa de daño ambiental es el cambio en la fabricación de paneles, de Europa a China.

Por eso, es muy positivo que la patronal fotovoltaica española UNEF haya presentado hasta 13 medidas para que las instalaciones fotovoltaicas sean lo más sostenibles posible y que se reduzca al máximo el impacto ambiental de las instalaciones en el lugar de su emplazamiento.

1. Mejorar la integración de las especies locales y proteger su hábitat natural 

Para proteger la biodiversidad en los entornos en los que se realicen las instalaciones y con especial incidencia en proteger las especies locales, se implementarán medidas como: instalación de nidales, charcas y lagunas para anfibios abastecidos con bombeos fotovoltaicos, reubicación de majanos, hoteles de insectos, medidas de fomento del recurso trófico, etc. 

El vallado de las instalaciones deberá ser de tipo cinegético con un paso inferior, de forma que se permita el paso de aves y otros animales asegurando la conectividad y la continuidad y evitando la fragmentación de los hábitats naturales de las especies locales. 

2. Mejorar la calidad ecológica del suelo 

Para mejorar la calidad ecológica del suelo nos comprometemos a respetar la formación natural de la capa vegetal vigilando que se cumplan las prohibiciones de uso de herbicidas. Para respetar esta capa vegetal, no se removerá el suelo fértil y en caso de que sea necesario, se seguirán los criterios y procedimientos precisos para la restauración de la cubierta vegetal y de los procesos ecológicos del terreno. 

3. Fomentar la compatibilidad con usos ganaderos 

Para evitar desplazar actividades ganaderas de la zona donde se construyan las instalaciones, se fomentará el uso del terreno de la instalación (una vez construida) para pasto, siempre que sea viable en función de la cercanía de dichas actividades ganaderas. Si la zona tiene una actividad pastoral o está cerca de vías de trashumancia, se permitirá el paso de pastores a las instalaciones siempre que estuvieran interesados.

4. Fomentar la coordinación y el trabajo común entre desarrolladores 

En aquellas zonas en las que existan desarrollos fotovoltaicos próximos, se fomentará la colaboración entre promotores para garantizar el análisis global del entorno, así como el estudio de la biodiversidad del área basado en un enfoque holístico. 

5. Reducir el impacto visual de forma natural 

Se emplearán elementos naturales como las islas arbustivas, es decir, se usarán plantas de especies autóctonas y polinizadoras para contribuir a las campañas a favor de la pervivencia de las abejas. 

Impacto local 

6. Contratar personal local y comprar a proveedores locales 

Con el objetivo de reducir la huella de carbono, contribuir al desarrollo rural y a la lucha contra la despoblación, se contratará personal local y se priorizará la contratación de bienes y servicios en función a la distancia con respecto a la planta y en particular se contará con suministradores locales, siempre que estos reúnan las condiciones técnicas exigibles y en similares condiciones de calidad-precio. 

Impacto global 

7. Reducir el uso de agua y mejorar las condiciones hidrológicas del terreno 

Se minimizará el uso de agua para limpieza de paneles utilizando las tecnologías y técnicas más eficientes y priorizando, siempre que sea posible, el uso de agua reciclada sin productos químicos que afecten la calidad ecológica del terreno.

En todo caso, el agua usada para limpieza sirve como riego mejorando las condiciones hidrológicas del terreno, que se ve beneficiado también por la sombra de los paneles y la mayor infiltración que asegura la capa vegetal. Además, en aquellas zonas en las que la agricultura haya sido la actividad principal, la implantación de la planta solar supone la eliminación de la aplicación de fertilizantes al suelo contribuyendo a la reducción del problema de contaminación por nitratos de los acuíferos. 

8. Reducir el uso de hormigón 

Para minimizar el impacto sobre el terreno y la afección del suelo fértil, se reducirá el uso de hormigón en las instalaciones. Se reducirá el hormigón usado para las cimentaciones y; siempre que sea viable técnicamente, se priorizará el hincado directo de las vallas y de las estructuras. Esta medida permite además reducir la huella de carbono de la construcción de la instalación, al ser el proceso de producción del hormigón intensivo en CO2. 

9. Fomentar una I+D con impacto ambiental positivo 

Se fomentarán medidas de I+D que maximicen la sostenibilidad ambiental de las instalaciones priorizando la minimización de uso de agua (desarrollando técnicas de limpieza sin agua) y la reducción del uso de suelo (aumentando la energía generada por hectárea). 

10. Restablecer el estado original del terreno y contribuir a la economía circular 

El sector se compromete a establecer y cumplir planes de desmantelamiento de las instalaciones que incluyan el restablecimiento del estado original del terreno una vez finalice la vida útil. Se reciclarán los materiales empleados durante la construcción y la operación y mantenimiento reduciendo al máximo los residuos generados y contribuyendo a la economía circular. 

11. Impulsar el concepto de parque cero emisiones 

Se promoverá el parque cero emisiones fomentando la implementación de medidas que reduzcan la huella de carbono de la construcción y el mantenimiento de la instalación de generación, como: 

– Uso de vehículos eléctricos e híbridos para las operaciones de mantenimiento, 

– Instalación de autoconsumo fotovoltaico en los edificios de la planta solar. 

12. Compensar la huella de carbono del sector 

El sector compensará las emisiones de CO2-eq asociadas a los procesos previos a la explotación de las instalaciones: fabricación de componentes, transporte, construcción etc.

13. Colaborar con la protección de la biodiversidad 

La protección de la biodiversidad es clave en la transición ecológica y en la evolución hacia un modelo de desarrollo sostenible.

Fuente: El Periódico de la Energía. Autor: Laura Ojea (03/08/2019)

Comentarios deshabilitados